CASA BATLLÓ

Declarada Patrimonio Mundial por la Unesco, su tejado ondulante, que recuerda al lomo de un dragón, es uno de los símbolos del modernismo de Barcelona

La Casa Batlló, fantasía modernista por excelencia, es obra del arquitecto Antoni Gaudí y el símbolo de una época y de una clase social muy concreta: la Barcelona burguesa de inicios del siglo XX. En aquella época, con el desarrollo del Plan Cerdà, iniciado en las postrimerías del siglo XIX, muchas familias acomodadas trasladaron sus residencias al paseo de Gràcia y establecieron también sus negocios. Uno de ellos fue el comerciante Josep Batlló i Casanovas, que en 1903 adquirió el edificio original que había en este solar y en 1904 contrató a Antoni Gaudí, ya muy famoso en esos años, para que remodelara la vivienda.

Lo que hizo el arquitecto marcó un antes y un después en la arquitectura moderna y dejó un legado artístico para la posteridad. La aplicación de su inspiración naturalista, con formas onduladas y orgánicas, y la creación de una nueva fachada completamente recubierta de cristal y piedra, inspirada en el coral marino, dotaron al edificio de un aspecto completamente nuevo y original.

Por otra parte, Gaudí siempre tuvo como principal objetivo la funcionalidad, y la atención que puso en la iluminación y en la ventilación es digna de remarcar.


Para eso, dispuso un gran patio central al que daban las habitaciones de servicios, mientras que los salones y los dormitorios daban a la fachada.

Aún hoy la Casa Batlló resulta una obra original y arriesgada, hecho que le otorga un valor incalculable, y por eso ha sido declarada Patrimonio Mundial por la Unesco.

Fuente: meet.barcelona.cat



La casa



El edificio fue construido en 1875 por Emilio Sala Cortés (1841-1920), un arquitecto autor de varios edificios en Barcelona y provincia, como la Casa Elizalde (1885), el Palacio Tolrà en Castellar del Vallès (1890), el Hotel Duques de Bergara (1898), la Casa Emilià Carles (1898), las Escuelas Ribas en Rubí (1912-1915) o el Panteón de la familia Fargas en La Garriga. Sala era además profesor de la Escuela de Arquitectura de Barcelona, y fue uno de los maestros de Gaudí, al que empleó ocasionalmente como delineante.

En 1903 el edificio fue adquirido por el industrial Josep Batlló i Casanovas, un rico hombre de negocios que poseía diversas fábricas textiles en Barcelona. Estaba casado con Amàlia Godó i Belaunzarán, de la familia de los condes de Godó, editores del diario La Vanguardia, con la que tuvo cinco hijos. El matrimonio vivió en la planta noble de la casa hasta la defunción de ambos (en 1934 el señor Batlló y en 1940 su mujer), la cual fue vendida en 1954 por sus hijos, instalados a su vez en otros pisos algunos de los cuales han sido habitados hasta hoy día. Batlló compró el edificio por 510 000 pesetas, con la primera intención de derribarlo y construir uno nuevo, aunque luego se conformó con reformarlo, y mientras él se reservó la planta principal el resto lo explotó en régimen de alquiler, como era habitual en las casas burguesas de la época (aunque también entregó algunos pisos a sus hijos según se iban casando).

Para la remodelación Batlló encargó el proyecto a Gaudí, por aquel entonces un arquitecto ya de gran renombre, que en aquella época trabajaba en diversos proyectos a la vez: el Templo Expiatorio de la Sagrada Familia (1883-1926), la Torre Bellesguard (1900-1909), el Parque Güell (1900-1914) y la restauración de la Catedral de Santa María de Palma de Mallorca (1903-1914). El industrial quedó tan impresionado con la obra del arquitecto que lo recomendó a su amigo, Pere Milà i Camps, para el que Gaudí construyó la Casa Milà (conocida popularmente como la Pedrera) entre 1906 y 1912.

Fuente: es.wikipedia.org


Galería





Visitas



Horarios


Amplio horario de apertura, los 365 días del año

Lunes a domingo: De 9:00 a 21:00h.

Última hora de entrada: 20:00h.


Tarifas


General adulto: 22.5€
Niños 0-6: Gratis
Niños 7-18: 19.5€
Estudiantes con carné: 19.5€
Mayores de 65: 19.5€
Residentes prov. Bcn: 15€




Contacto




Como llegar


Metro: Passeig de Gràcia: L2, L3 y L4.
Autobús: Líneas H10, V15, 7, 22 y 24.
Barcelona Bus Turístico (ruta norte y sur)
Casa Batlló – Fundació Antoni Tàpies .
City Tours (Barcelona Tours)
Parada 3 A, Passeig de Gràcia-Casa Batlló
Barcelona Guide Bureau






Acepto la política de privacidad y las condiciones de uso


Comparte esta página web